1° de Noviembre Devocional/ Devotional

20191101_060526_0000.png

Cuando Israel salió de Egipto, la casa de Jacob de entre un pueblo de lengua extraña, Judá vino a ser su santuario, Israel, su dominio. Lo miró el mar, y huyó; el Jordán se volvió atrás. Los montes saltaron como carneros, y los collados como corderitos.

Salmos 114:1-4 (LBLA)

Cambiador del Mundo: Cuando Israel salió de Egipto, Dios hizo grandes maravillas y señales que le permitieron al pueblo de Dios, ser libre de la opresión de más de cuatrocientos años de esclavitud. Sin embargo, al poco tiempo ellos se empezaron a olvidar de esas maravillas y solo hablaban con Dios para quejarse, hasta que finalmente hubo mortandad y se quedaron dando vueltas en el desierto por cuarenta años, para que murieran también de veinte años para arriba todos aquellos que se rebelaron contra Dios. Nosotros el pueblo cristiano somos el Israel espiritual e hijos de Abraham y por supuesto que también Dios nos sacó de Egipto o sea del pecado de este mundo que nos estaba llevando con toda seguridad a la muerte eterna, pero por nuestra fe en Jesucristo, Dios nos perdonó y nos ha dado en El salvación y vida eterna. En el libro de los Gálatas el Apóstol Pablo, nos habla que Abraham le creyó a Dios y le fue contado por justicia y por lo tanto todos aquellos que tienen fe en Dios, estos también son hijos de Abraham. Las Escrituras dicen que Dios había de justificar por medio de la fe a los gentiles (no judíos) y por lo tanto el Señor dio esta buena nueva a Abraham diciéndole: que en él serían benditas todas las naciones de modo que los que son de la fe, son bendecidos juntamente con el creyente Abraham. Cristo nos redimió de la maldición de la Ley y El mismo cargó en el madero con el pecado el mundo para que en Cristo, la bendición de Abraham alcanzara a todos los gentiles, a fin de que por la fe recibiéramos la promesa del Espíritu Santo, para que también podamos decir que el justo por la fe vivirá, (Gálatas 3:6-18). Aleluya.

20191101_061133_0000.png

When Israel went out of Egypt, The house of Jacob from a people of strange language,  Judah became His sanctuary, And Israel His dominion. The sea saw it and fled; Jordan turned back. The mountains skipped like rams, The little hills like lambs.

Psalms 114:1-4 1 (NKJV)

World Changer: When Israel got out of Egypt, God did great wonders and signs that allowed the people of God to be free from the oppression of more than four hundred years of slavery. Nevertheless, in a short time, they started to forget about those wonders and they only spoke with God to complain until finally there was death and they stayed going around in circles in the desert for forty years to die the ones that were twenty years old and up all those that they rebelled against God. Us as Christian people are the spiritual Israel and children of Abraham and of course, God took us out of Egypt, meaning, from the sin of this world that was taking us for sure to eternal death, but our faith in Jesuschrist God forgave us and has given us in Him salvation and eternal life. In the book of Galatians Apostle Paul speaks to us about Abraham believing God and it was in the account for justice and therefore all those that have faith in God, are also children of Abraham. The Scriptures say that God was to justify through the faith to the gentiles (not Jews) and therefore the Lord gave this good news to Abraham saying: that in him all nations would be blessed so that those who are of the faith are blessed together with the believer Abraham. Christ redeemed us from the curse of the Law and He Himself bore on the cross with sin so that in Christ, Abraham’s blessing would reach all Gentiles, so that by faith we would receive the promise of the Holy Spirit, so that we can also say that the righteous shall live by faith (Galatians 3: 6-18). Hallelujah.